Qué ver en la isla de Skye en un día: Cómo exprimir el viaje

Pasar un día en la isla de Skye es una decisión que cada vez toman más turistas cuando visitan Escocia. A pesar de encontrarse en la costa noroeste del país, alejada de ciudades como Edimburgo, Cardiff o Aberdeen, la isla hace gala de algunos de los paisajes naturales más bonitos de todo el Reino Unido.

Castillos perdidos en la cumbre de montes verdes, casitas de colores que conforman diminutos pueblos pintorescos, ríos y cascadas que se abren paso entre flores y valles…

A continuación te vamos a explicar qué ver en la isla de Skye en un día. Para visitarlo todo con tranquilidad seguramente haría falta un poco más de tiempo, pero si sabes exactamente qué no puedes perderte seguro que sales de la isla con la sensación de haber aprovechado el día al máximo.

Cómo llegar a la isla de Skye

Lo primero que te recomendamos para llegar a la isla de Skye, así como para visitarla de forma cómoda y a tu aire, es que vayas en coche. Tan solo tienes que tomar la A-87 y cruzar los puentes que te llevan hasta Skye, cuyo paso es totalmente gratuito. En Dornie, antes de llegar a la isla, te recomendamos hacer una parada para visitar el castillo de Eilean Donan, uno de los escenarios más bonitos de las Tierras Altas de Escocia.

Para alquilar un coche en Escocia puedes ponerte en contacto con nosotros y te explicaremos todas las opciones que ponemos a tu alcance, desde las más económicas hasta las que requieren una atención especial. Además, si lo necesitas, buscamos por ti el mejor alojamiento en cada sitio que tengas pensado viajar y te organizamos las rutas que te permitirán verlo todo.

Qué ver en la isla de Skye en 1 día

Kyleakin

El primer pueblecito que hay nada más cruzar el Skye Bridge es Kyleakin. Se trata de un sitio tranquilo, con un pequeño puerto lleno de barcos pesqueros, de manera que comer pescado fresco o marisco ahí es casi una obligación. Es un pueblo que mucha gente elige como sitio donde alojarse para visitar la isla, así que es mejor que busques alojamiento con antelación. Algunos habitantes incluso ofrecen sus casas como Bed&Brekfast, si quieres hablamos con ellos 😉

Portree

Otro de los puntos de partida clásicos para visitar Skye es Portree, considerada la capital de la isla con 2.000 habitantes. No puedes irte de allí sin hacer la clásica foto de las casas de colores desde el puerto. Y si eres amante de los souvenirs tienes que visitar la galería de arte Tippecanoe, justo en el centro de la ciudad.

Eas a’ Bhradain

Al mismo pie de la A-87, cerca de Loch Ainort, encontrarás una cascada con un parking justo a la entrada del caminito que lleva hasta ella. El sendero está bien señalizado pero suele llenarse de barro, así que si quieres llegar hasta la cascada, cálzate bien.

Quiraing

Para muchos es el lugar más bonito de todo Skye. Aunque se encuentra en el norte de la isla (a media hora de Portree) y solo tengas un día para visitarla, no puedes perdértelo. Suaves montañas verdes y formaciones rocosas dignas de película. Si te gusta el senderismo tienes 7 kilómetros para respirar naturaleza a raudales. Si prefieres no andar mucho, puedes dejar el coche en el parking y a pocos metros encontrarás paisajes igual de espectaculares.

Neist Point

El mejor punto de la isla donde ver ballenas y delfines es el Neist Point, en la parte más occidental de Skye. Su faro es la coronación de una imagen preciosa, donde reina el verde, el mar y el viento.

Castillo de Dunvegan

El castillo más bonito de Skye lo encontrarás en Dunvegan, en el oeste de la isla. Está ubicado a la orilla del mar y se conserva a la perfección, ya que a pesar de tener 800 años de antigüedad nunca ha dejado de estar habitado. Se puede pasear por sus jardines y visitar por dentro, aunque dependiendo de la época del año es necesario hacer una reserva previa.

Qué ver en Skye si tienes un poco más de tiempo

Old Man of Storr

¿Vas en busca de vistas increíbles? Debes saber que quien algo quiere, algo le cuesta. La parte más alta de Old Man of Storr, que destaca por una roca muy alargada visible a kilómetros de distancia, te ofrece unas vistas impresionantes. Sin embargo, llegar hasta allí te costará una hora de excursión. Merece mucho la pena tanto el camino como el premio final, aunque si tienes solo un día para ver Skye tendrás que priorizar si gastar fuerzas ahí. Tiene un parking muy cerca para que dejes el coche.

Fairy Pools

También conocidas como piscinas de hadas, son uno de los sitios más conocidos de Skye. Pequeñas cascadas de agua cristalina escondidas entre la cordillera de los Cuillin. Su único inconveniente es que está alejado de otros lugares de interés y tienes que ir expresamente.

Publicar comentario

Sé el primero en comentar “Qué ver en la isla de Skye en un día: Cómo exprimir el viaje”